Reset metabólico

 

…A través de la detoxicación profunda del organismo. Una puesta a punto integral del cuerpo a través de la suplementación orgánica y una dieta depurativa.

Diariamente estamos expuestos a multitud de tóxicos. Muchos de ellos ingeridos a través de nuestra alimentación. La industria agroalimentaria sustituye el reposo y enriquecimiento natural de los terrenos por químicos como fertilizantes, fungicidas, plaguicidas y otra serie de tóxicos que hace más rentable esta industria, pero cada vez más nociva para nuestro organismo.

 

Otros conviven con nosotros, infinidad de productos químicos que nos llegan a través de lo que nos rodea en el hogar, en el ambiente que respiramos e incluso a través de la contaminación electromagnética, que es invisible pero no por ello menos perjudicial.

La preocupante merma de nutrientes en los alimentos producidos hoy en día hace de nuestro organismo metabolismos carentes, que muchas veces desarrollan reacciones adversas y enfermedades autoinmunes y crónicas.

Este Reset Metabólico cubre los siguientes terrenos: Hipoglucémico, ácido, neurodistónico, vasocolítico-putrefactivo, intoxicado y oxidado.

Depura nuestro cuerpo de metales pesados, dioxinas, aditivos alimenticios y todo aquello que se va acumulando en nuestro organismo y que no puede expulsar por sí mismo.

 

Las toxinas se acumulan en diferentes zonas, como las paredes intestinales y el tejido adiposo. El Reset Metabólico consigue limpiar, proteger, regenerar y nutrir nuestro sistema digestivo, evitando la temida permeabilidad intestinal. Además abre depósitos de grasa visceral y elimina las toxinas que se acumulan. La pérdida de peso, por tanto, es un efecto colateral derivado de esta detoxificación, no perdemos grasa estructural (encargada, por ejemplo, de nuestro óvalo facial) sino solo aquella que nos sobra. No hay efecto rebote, porque en ningún momento nuestro cerebro nota una carencia nutricional, por tanto graba nuestro nuevo peso en el hipotálamo del cerebro y no volvemos a ganar el peso perdido.

 

El Programa, acompañado de una dieta libre de grasas, azúcares, lácteos y carbohidratos, equilibra nuestro organismo, hace mejorar el descanso, nuestro tejido conjuntivo. Pudiéndose apreciar una piel más elástica e hidratada, mejora notablemente el cabello, la fortaleza de nuestras uñas y nos enseña a reestablecer nuevos hábitos de vida más saludables.

 

Puede ser coadyuvante en procesos inflamatorios, para equilibrar el PH, enfermedades autoinmunes, síndrome metabólico, fibromialgia, dolores, obesidad, diabetes (incluyendo los insulinodependientes) e incluso en tratamientos de fertilidad.

En definitiva, una activación y limpieza de nuestro metabolismo, con muchos posibles beneficios.

Taller Reset

Te explicamos en qué consiste el Programa.